Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Enero de 1994 (5)

El tratamiento a largo plazo del asma recurre como primera elección a la administración de principios activos (corticosteroides, estimulantes-beta-2, anticolinérgicos, cromonas) por inhalación. En la actualidad se dispone de tres dispositivos productores de aerosol: los aerosoles-dosificadores, los inhaladores de polvos y los compresores. Según un reciente acuerdo de expertos internacionales, las indicaciones más apropiadas de los mismos son: 1A) AEROSOLES-DOSIFICADORES SOLOS Los aerosoles dosificadores ocupan poco espacio y son económicos. Su principal inconveniente reside en la necesidad de una buena coordinación ""mano respiración"". El efecto es óptimo en las condiciones siguientes: pulsación inmediatamente después del inicio de una inspiración lenta y profunda, seguida de un paro respiratorio de, al menos, 4 segundos. Es el dispositivo de elección para los adultos y los niños capaces de usarlo correctamente. Los aerosoles-dosificadores deben transportarse con su capuchón (riesgo de inhalación de cuerpos extraños situados accidentalmente en la virola bucal) y limpiarse con regularidad (para evitar la obstrucción de la válvula). 1B) AEROSOLES-DOSIFICADORES ACOMPAÑADOS DE UNA CAMARA DE INHALACION La cámara de inhalación está indicada para los pacientes que tienen mala coordinación ""mano-respiración"" (especialmente niños pequeños). También se recomienda cuando se usan corticosteroides inhalados a fuertes dosis, para reducir los efectos adversos debidos al depósito de medicamento en la orofaringe (candidiasis, ronquera, tos refleja). 2) APARATOS INHALADORES DE POLVO Los inhaladores de polvo son fáciles de utilizar (no es necesaria la coordinación ""mano-respiración"") y ocupan poco espacio. No obstante, requieren un caudal respiratorio superior al necesario para un aerosol- dosificador y son relativamente caros. Pueden constituir una alternativa para los adultos y los niños mayores de 5 años que no puedan utilizar correctamente un aerosol-dosificador y pueden aconsejarse como substituto a los usuarios de cámaras de inhalación cuando el transporte de la misma resulte incómodo (viaje, deporte...). 3) APARATOS GENERADORES DE AEROSOLES (= COMPRESORES ) Los compresores tienen la ventaja de permitir la administración del principio activo en el transcurso de una ventilación normal (sin inspiración forzada) pero tienen numerosos inconvenientes: son embarazosos, ruidosos, caros y requieren sesiones de inhalación de duración relativamente larga (alrededor de 15 minutos). Sobre todo resultan útiles para administrar las dosis fuertes de beta-2- estimulantes necesarias en caso de una crisis de asma aguda (bajo vigilancia médica). A veces están indicados para los lactantes y los niños pequeños que no pueden utilizar el conjunto aerosol-dosificador + cámara de inhalación + máscara y que necesitan un tratamiento largo a domicilio (para tratamientos cortos parece más razonable recurrir a las formas orales de corticosteroides y de beta-estimulantes). Sea cual fuere el dispositivo de inhalación elegido, es importante que el médico y el farmacéutico expliquen cuidadosamente la forma de empleo y verifiquen periódicamente la técnica de inhalación del paciente.
Palabras claves:
  • BETA-ADRENERGICOS
  • ADULTOS
  • ANTICOLINERGICOS
  • CROMONAS
  • CAMARAS
  • CORTICOIDES
  • ASMA
  • LACTANTES
  • ADMINISTRACION
  • AEROSOLES
  • COMPARACION
  • INHALADORES
  • VENTAJAS
  • RECOMENDACIONES
  • NIÑOS

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.