Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Febrero de 2010 (122)

El orzuelo es una infección estafilocócica localizada muy frecuente, que cursa con enrojecimiento e intenso dolor en ciertos momentos. Es esencialmente un absceso ya que existe formación de pus en la luz de la glándula afectada. Si se afecta la glándula de Meibomio, es relativamente grande y se denomina orzuelo interno, mientras que si las afectadas son las glándulas de Moll o de Zeis es un orzuelo externo. El orzuelo externo se manifiesta con dolor, enrojecimiento y sensibilidad a la palpación del borde palpebral. Es típica la formación de una pequeña área de induración redondeada y dolorosa, en cuyo centro aparece un pequeño punto amarillo, indicativo de supuración. El absceso generalmente no tarda en romperse, expulsando pus. El orzuelo interno es menos frecuente pero más doloroso. El dolor, el enrojecimiento y el edema están normalmente más localizados. Se forma un absceso hacia el lado conjuntival del párpado. Es infrecuente la rotura espontánea, y no es rara la recidiva. Los orzuelos son debidos a una infección estafilocócica o bien producirse por motivos locales del ojo (miopía, hipermetropía o astigmatismo). Su tratamiento requiere una buena higiene del sistema ocular. Los lavados con suero fisiológico estéril facilitan la limpieza de la córnea y de la conjuntiva, lo que se traduce en una mejora de los síntomas. Aunque el origen de los orzuelos es infeccioso, no es habitual recurrir inicialmente al uso de antibióticos en forma tópica, ya que su utilidad es cuestionable. Los antibióticos sistémicos tampoco son frecuentemente usados, ya que son infecciones que se resuelven rápidamente. Para acelerar su curso se pueden usar compresas húmedas calientes durante 10-15 minutos, 3 veces al día. Si se enquista debe ser abierto mediante un bisturí y vaciando su contenido.
Palabras claves:
  • Orzuelo
  • Infección estafilocócica
  • Glándula de Meibomio
  • Glándulas de Moll
  • Glándulas de Zeis

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.