Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Febrero de 2010 (122)

La depresión es una enfermedad frecuente en la población anciana y en pacientes que han sufrido un episodio cardiovascular. Si es necesario el tratamiento farmacológico para la depresión, es importante tener en cuenta las posibles interferencias entre los mecanismos de acción de los medicamentos que se utilizan para ambas patologías, ya que con frecuencia actúan sobre los mismos neurotransmisores y pueden condicionar los objetivos terapéuticos Descripción del caso: Mujer de 74 años de edad. Solicita consulta porque en las tomas de presión arterial (PA) obtiene valores mucho más bajos de lo habitual (90-110 mmHg de PA sistólica y 50-65 mmHg de PA diastólica). Durante la visita refiere que siente mucha somnolencia y cansancio, así como sequedad de boca, especialmente por la mañana. Presenta antecedentes de isquemia y trastornos del ritmo cardiaco. Para evaluar la efectividad del tratamiento antidepresivo, se tiene en cuenta la opinión de la paciente, que dice sentir una discreta mejoría. Al tener antecedentes de trastornos del ritmo cardiaco, se realiza un electrocardiograma, valorado por un cardiólogo, quien confirma una onda T plana generalizada y extrasistolia ventricular, que sólo aparecía de forma aislada, acorde con su patología de base. El tratamiento farmacológico es el siguiente: · Para la hipertensión arterial, el tratamiento que sigue desde hace 9 meses es: - Losartán 50 (1-0-1). - Amlodipino 10 (0-0-1). - Indapamida retard (0-0-1). o Para la prevención cardiovascular: - Carvedilol 6,25 (1-0-1), desde hace 9 meses. - Ácido acetilsalicílico 125 (1-0-0), desde hace 2 años. - Nitroglicerina en parches de 10 mg (pauta diaria, de 8 a 23 h), desde hace 9 meses. o Para la depresión: - Melitraceno-ß upentixol (1-0-0), desde hace 3 semanas. - Bromazepam 1,5 (0-0-1), desde hace un mes y medio. El melitraceno es un antidepresivo tricíclico, inhibidor de la recaptación de noradrenalina, acetilcolina, histamina y serotonina. El bloqueo de los receptores a1 y a2 adrenérgicos que produce puede sumarse a los efectos bloqueadores a y b que también posee el carvedilol, que pertenece a un grupo de fármacos con indicación expresa en pacientes con antecedentes de cardiopatía isquémica. El ß upentixol es un neuroléptico que bloquea los receptores D2 de la dopamina y también es antagonista de los receptores a1 adrenérgicos. Como consecuencia del bloqueo D2, se produce un desequilibrio en el balance dopamina-acetilcolina, y aumentan los efectos anticolinérgicos. Por tanto, el bloqueo de los receptores a1 y a2 adrenérgicos puede aumentar el efecto antihipertensivo, como se constató en esta paciente. También los efectos anticolinérgicos se ponen de manifiesto con la aparición de sequedad de boca en la paciente, especialmente durante la mañana, así como la somnolencia que produce el efecto antihistamínico del melitraceno. Por otra parte, los medicamentos anticolinérgicos están contraindicados en pacientes con antecedentes cardiovasculares, especialmente en presencia de posibles arritmias. Asimismo, tanto para los antidepresivos tricíclicos como para los neurolépticos se han descrito alteraciones electrocardiográficas inespecíficas, como repolarización ventricular con alargamiento del sgmento QT, ensanchamiento, aplanamiento o inversión de la onda T4,5. Esto se confirma por las pruebas electrocardiográficas realizadas. Por tanto se debería suspender el tratamiento antidepresivo con melitraceno-ß upentixol, y sustituirlo por un inhibidor de la recaptación de serotonina selectivo sin efectos colinérgicos ni noradrenérgicos, como citalopram, sertralina… Por tanto, los medicamentos no sólo deben lograr los objetivos terapéuticos propuestos, sino que no deben interferir en los objetivos del resto de fármacos.
Palabras claves:
  • Antidepresivos no selectivos
  • Melitraceno-ß upentixol
  • Antidepresivo tricíclico
  • Efectos anticolinérgicos

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.